Imprimir
PDF
20
Enero
2017

Dramático: Más de la mitad de la comuna chilena de Pumanque fue arrasada por los incendios forestales y ya se perdieron 25 mil hectáreas

Compartir en FacebookCompartir en Twitter

IncendiosenChileLa superficie fue consumida por el incendio forestal, el más grande del que se tenga registros en Chile en los últimos 50 años, señalan desde la Corporación de la Madera (CONAF). La situación que vive la Región de O’Higgins con los incendios forestales se tornó muy crítica en los últimos días ante los siniestros que afectan a las localidades de Paredones y Pumanque que se encuentran fuera de control.

 

Fuente: Agencia UNO y TERRA

 

CHILE (20/1/2017).- Esta última es la peor de todas. El incendio forestal de Pumanque es el más grande que se tenga registros en nuestro país, donde las llamas han consumido más de 25 mil hectáreas, lo que corresponde al 60% de la superficie de la comuna.

El fuego comenzó hace 4 días y no ha podido ser controlado pese a los intensos esfuerzos de Bomberos, Conaf y personal de emergencias de varios sectores, que acudieron a ayudar ante esta enorme emergencia.

Las plantaciones de pino adulto y eucaliptus, especies que son introducidas por el hombre y que son de una alta combustión, son las que han alimentado al fuego que arrasa con casas, establos y que ha matado a cientos de animales domésticos y salvajes, tornando en desesperante la situación.

 

Son cerca de 300 familias afectadas, 7 casas completamente destruidas en una superficie de gran magnitud que ha sido quemada. Si la llevamos a Santiago, las 25 mil hectáreas abarcaría la totalidad de las comunas de Independencia, Quinta Normal, Estación Central, Santiago Centro, Providencia, Ñuñoa, Macul, San Joaquín, San Miguel, Pedro Aguirre Cerda y Cerrillos.

 

El humo de este incendio cubrió la totalidad de las ciudades de Rancagua y Rengo , donde los índices de calidad del aire eran iguales a los que se usan para decretar Emergencia Ambiental. Incluso, humo y cenizas llegaron hasta Santiago y la Región de Valparaíso.

 

El siniestro se encuentra, este viernes, con una intensidad alta y descontrolado debido a su rápido avance. Comenzó en el sector de “Alcones” en Marchigüe y desde ahí avanza hacia la costa de Pichilemu. Las zonas habitadas de El Estribo y la Aguada corren mucho peligro al estar en el camino del fuego.

 

show_section: Internacionales