Imprimir
PDF
04
Octubre
2017

Neuquén llega al anuncio de Nación preparado para aprovechar la oportunidad de construcción con madera

Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Imagen de la noticia para Una apuesta a las casas de madera de Diario Río NegroEl 10% de las que se financien con fondos de Nación deberán estar construidas con ese material. Neuquén llega a este anuncio preparado para aprovechar la oportunidad. Como explicó el ministro de Seguridad, Trabajo y Ambiente y presidente de Corfone, Jorge Lara “el bosque se plantó hace 40 años para dar trabajo, para que no se deslaven las laderas cuando llueve y se llegó a la etapa de industrialización. Nación lo implanta ahora, pero hace años trabajamos con esta idea, con la integración del bosque”.

 

Fuente: Río Negro


NEUQUÉN (3/10/2017).- Desde la semana pasada se estableció que el 10% de las viviendas que se financien con recursos de Nación deberán estar construidas en madera. En Neuquén, la Corporación Forestal (Corfone) avanza y se prepara para recibir una demanda mayor. En cuatro décadas lograron perfeccionar la genética del bosque, la industrialización de la madera y proponer viviendas sustentables y económicas para seguir creciendo.

En martes último se firmó un convenio de colaboración entre tres ministros a nivel nacional para conformar la Mesa de la Construcción con madera. Se estableció como norte, que al menos el 10% de las viviendas financiadas por la subsecretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda se construyan en madera.

Neuquén llega a este anuncio preparado para aprovechar la oportunidad. Como explicó el ministro de Seguridad, Trabajo y Ambiente y presidente de Corfone, Jorge Lara “el bosque se plantó hace 40 años para dar trabajo, para que no se deslaven las laderas cuando llueve y se llegó a la etapa de industrialización. Nación lo implanta ahora, pero hace años trabajamos con esta idea, con la integración del bosque”.

En la provincia hay tres aserraderos: Abra Ancha, Junín de los Andes y Las Ovejas. En ellos se está haciendo una inversión de 200 mil dólares para sumar y mejorar los secaderos, las calderas y para ampliar la línea de aserrado. Estas obras se terminarán en noviembre o diciembre y estará todo listo para atender la nueva demanda.

En la actualidad los aserraderos ocupan mano de obra especializada y ya se trabaja en hacer techos para las viviendas del Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo (IPVU). Además hay 330 viviendas firmadas con Nación, de las llamadas dispersas (ubicadas en medio de la cordillera o en lugares aislados).

“Nos favorece lo de Nación. En los contratos nuevos de la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable (ADUS), también entrará ese 10% y se amplía el cupo. Vamos a seguir haciendo la rurales dispersas y las que se sumen con la promoción del Banco Provincia”, dijo Lara.

En este sentido, a mediados de este año, la provincia presentó una línea de financiamiento para la adquisición de viviendas de madera fabricadas por Corfone. El programa contempla 300 millones de pesos a tasa subsidiada, para otorgar créditos de 1,5 millones de pesos a 200 familias.

La operatoria se realizará a través de un convenio entre el Banco Provincia del Neuquén (BPN), el ADUS, IPVU y empezará por el interior. “No quiero empezar por Neuquén, sino por las ciudades cercanas a los aserraderos, hasta que la cadena esté aceitada. Las cuadrillas trabajan en esa zona y tenemos que ir despacio”, sostuvo el titular de Corfone.

El sistema que utiliza Corfone es la construcción por medio de paneles de madera y de bloques o ladrillos de madera unidos con listones de madera y clavos metálicos. Luego es protegida con sellador de juntas elásticas que asegura la ausencia de filtraciones.

“Somos los únicos en el sur que hacemos esto. Se lleva todo desarmado en un camión, están las plateas y en 45 días se hace el montaje de toda la casa. El costo actual de una vivienda de 70 metros cuadrados, está en 750 mil pesos, con platea incluida, pero sin traslado. Esta, sin dudas es la mejor construcción en seco para la zona”, dijo el ministro.

“El bosque se plantó hace 40 años para dar trabajo y que no se deslaven las laderas cuando llueve. Se llegó a la industrialización”.


El recorrido del árbol

“Estamos industrializando lo que hace 40 años plantaron, tratando de no importar, generando la cadena productiva, con camiones nuestros, aserraderos nuestros. Hace 30 años se plantaban 2300 plantas por hectáreas y hoy se plantan 1000, pero se hacen más anchas”, dijo el ministro Lara.

Los bosques están en zona de Aluminé Junín, Alicura, Nahueve, y son unas 60 mil hectáreas plantadas. Se sigue plantando unas 500 hectáreas por año. En Abra Ancha se cortaron 60 hectáreas y se renuevan. Se planta con mejor genética y hay un vivero que hace plantines y mejora la genética. Cuando se plantó se importó la semilla de Estados Unidos; hoy las mejoran genéticamente. Hay un huerto semillero y en un año está listo el plantín para ponerlo en suelo; antes estaba en tres. Una planta está lista en 25 años.

 

 

 

show_section: Política y Economía