Imprimir
PDF
09
Diciembre
2013

Nicaragua: El negocio está en la madera mueble

Compartir en FacebookCompartir en Twitter

El sector madera mueble de Nicaragua representa una buena oportunidad para incrementar los ingresos del país vía exportaciones. Esa es la conclusión a la que llegan algunas organizaciones y pequeños artesanos. Estados Unidos, Europa y la misma región centroamericana resultan potenciales mercados atractivos para el sector, según algunos estudios gubernamentales y representantes de los artesanos.

 

 

Fuente: La Prensa

 

NICARAGUA (9/12/2013).- Según cifras del gubernamental Centro de Trámites de las Exportaciones (Cetrex) en 2012, los ingresos por muebles vendidos en el exterior alcanzaron 1.5 millones de dólares, 100 mil dólares más que lo registrado durante el 2011, cuando se lograron 1.4 millones de dólares por venta de este tipo de producto.

 

Margie Ortega, directora ejecutiva de la Red Mesoamericana y del Caribe de Comercio Forestal (Jagwood), menciona que “aunque algunos empresarios del sector madera mueble han exportado en el pasado, todavía existen muchas oportunidades de mercado para los artesanos del país, especialmente las pequeñas empresas tecnificadas”.

 

MERCADO POTENCIAL

 

Un estudio de mercado elaborado en el año 2011, por la firma consultora JR Castillo y Asociados y disponible en el portal del Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (Mific), explica que la Unión Europea se erige como el mayor consumidor e importador de madera y productos de madera del mundo.

 

“Respecto al mueble, el total del consumo de la Unión Europea fue de 80.1 millones de euros en 2008. La media de consumo per cápita era 161 euros, con Austria, Luxemburgo y Escandinavia, siendo los que más gastaron en muebles”, detalla el documento.

 

Es precisamente con el mercado europeo con el cual los empresarios de segunda transformación de la madera pretenden vincularse, siendo España uno de los países más atractivos para hacerlo.

 

“Las importaciones de España de artículos de madera fueron de 201 millones de dólares en el 2010. Alemania con 33 millones de dólares, Portugal con 28 millones y China con 25 millones de dólares, ocupan los tres primeros lugares como proveedores del mercado español”, señala el documento.

 

En este sentido, el estudio explica que para las pequeñas y medianas empresas hay canales de comercialización que les podría beneficiar en su intención de vincularse al mercado español.

 

Establecer contratos directos con agentes comerciales, participar en subastas públicas, emplear el comercio electrónico, son solo algunas de las vías que menciona el estudio.

 

Además el mercado español brinda una serie de beneficios arancelarios a los productos de madera importados desde Nicaragua, siempre y cuando estos cumplan ciertos requisitos tales como la norma de origen.

 

Nicaragua, además, puede aprovechar los beneficios arancelarios que ofrece la Unión Europea en el marco del Acuerdo de Asociación que toda la región tiene en vigencia con ese bloque de 500 millones de consumidores.

 

TAMBIÉN ESTADOS UNIDOS

También los muebleros y artesanos tienen oportunidad con Estados Unidos, particularmente con la Florida. “Una vez que entró en vigencia el DR-Cafta con Estados Unidos, muchos de los productos elaborados en madera han quedado libres de arancel o bien tienen un pago preferencial”, se lee en el documento.

 

En 2010, la Florida importó desde Nicaragua un total de 295,477 dólares en muebles de madera, un incremento del 31 por ciento con respecto al año anterior, según cifras oficiales. Los muebles con estilos coloniales, o bien que involucren detalles de marroquinería, son los que más chance tienen en los mercados externos.

 

 

NORMAS QUE CUMPLIR

 

Aunque los ingresos por la venta de muebles nacionales está incrementando en el país, existe un serio obstáculo que incide en la posibilidad de aumentar los ingresos: la certificación de la madera.

“En mercados como el europeo es fundamental la trazabilidad de la manera con la que ha sido elaborado el mueble, si este no proviene de un bosque manejado de una manera responsable, no puede ingresar”, explicó Ortega, del organismo Jagwood.

 

 

Y precisamente para lograr un desarrollo sostenible y socialmente responsable con el medioambiente se han implementado una serie de acciones de carácter público-privado en pro del sector madera mueble del país. “Se ha iniciado a crear conciencia entre las comunidades dueñas de los bosques para que los manejen de manera responsable, y se han dado pasos para lograr certificar una mayor cantidad de hectáreas, esto permitirá integrarles en la cadena de valor”, mencionó Ortega.

 

Pero además, el Mific con el apoyo de la Unión Europea han estructurado un programa para mejorar las competencias empresariales de las pequeñas y medianas empresas del país.

 

 

 

show_section: Sur Forestal