Imprimir
PDF
12
Junio
2015

Paraguay: Gremio alienta controles por plaga y advierte sobre peligro que representa para los planes de reforestación

Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Resultado de imagen para AVISPA DE LA AGALLAEl ingreso de la plaga “Leptocybe invasa”, más conocida como la “Avispa de la agalla”, pone en riesgo el plan de reforestación que pretende impulsar el Gobierno, advirtió el presidente de la Federación Paraguaya de Madereros (Fepama), licenciado Juan Carlos Altieri.“Esta plaga ataca particularmente al eucalipto, una de las principales especies exóticas utilizadas en las plantaciones forestales en nuestro país”, explicó.

Fuente: Fepama

 

PARAGUAY (12/6/2015).- Según informaciones que manejan los viveristas asociados al gremio, la presencia de este parásito en nuestro territorio es una consecuencia del masivo ingreso de plantines de contrabando desde el Brasil, por lo cual alentó a que las instituciones encargadas de los controles sigan realizando su tarea para evitar la propagación de esta plaga.

 

Altieri advirtió que el problema puede resultar serio si no se toman las medidas necesarias para combatir el comercio ilegal de estos productos en la frontera.

 

“Nos preocupa esta situación y más ahora porque el Gobierno nacional está decidido a impulsar la reforestación con créditos especiales”, agregó.

 

Explicó que los viveros locales tienen las plantas controladas y cuando las venden, primero realizan tratamientos preventivos. Por el momento no se conoce algún antídoto, por lo que cuando la planta es atacada, afecta directamente su crecimiento y hasta incluso podría destruir el árbol, agregó.

 

Según el dirigente maderero, el Instituto Paraguayo de Tecnología Agraria (IPTA) ya está al tanto de la situación y contrató a un técnico de Embrapa, institución de investigación del Brasil, para iniciar aquí una investigación.

 

Argumentó que pocos son los países que lograron controlar esta plaga y que uno de ellos fue Chile, mientras que en toda la región sigue latente el problema.

 

Explicó también que, según los especialistas, la forma de combatirla es con tratamiento químico o biológico. Sin embargo, afirmó que la manera más eficaz es mediante el método preventivo, ya que, una vez que la planta es atacada en la altura, prácticamente es imposible revertir sus efectos.

 

Altieri consideró que la plantación forestal es hoy una política de Estado, con muy buenas expectativas económicas para todos los sectores sociales y que, en ese sentido, hay buenas experiencias de trabajo con el eucalipto, que ya representa el 65% de la materia prima utilizada por las industrias.

 

Por este motivo, se debe actuar con patriotismo y los informales deben ser sancionados por el daño que están causando a la nación, al igual que los cómplices, dijo. Instó a Aduanas, Senave, Policía y Fiscalía que intensifiquen y sigan con los controles preventivos.

 

 

 

 

show_section: Sur Forestal